Arruina una obra de arte de 175.000 euros al intentar hacerse un...

Arruina una obra de arte de 175.000 euros al intentar hacerse un selfie

Tres de las coronas se dañaron totalmente

0
Compartir

Cuando vamos a un museo sentimos una gran necesidad de tomarle foto a todo, incluso hacernos un selfie con alguna obra de arte que nos haya gustado mucho. Sin embargo, como en un museo hay cosas extremadamente delicadas, se debe tener demasiado cuidado para no tropezar y arruinar algo sin querer.

¿Te imaginas tropezar y derribar muchas obras de artes valoradas en miles de euros? De seguro te sientes muy mal de sólo imaginarte en una situación tan embarazosa y complicada como esa, pero una mujer al intentar hacerse un selfie, terminó arruinando una obra de arte de 175.000 euros.

Como se puede apreciar en el vídeo capturado por las cámaras de seguridad y luego compartido por LiveLeak, la visitante de 14 ª Fábrica en Los Ángeles (California), se puso en cuclillas frente a una hilera de pedestales con coronas, aunque en poco tiempo perdió el equilibrio y golpeó el primer pedestal, causando un efecto dómino sobre los otros podios.

La chica estaba visitando una exposición titulada “Hypercaine” del artista Simon Birch, que cosiste en una serie de coronas creadas de diferentes materiales, como oro, plata, plástico, mármol, hierba, madera, chatarra o flores secas. Sin duda, con formas variadas y de temas distintos. Incluso el artista dice que la galería de coronas son preciosos trofeos que representan:

“Éstas son diversas formas imaginadas de los bienes de deseo que esperamos obtener, la bendición que nos espera cuando hemos venido a través de la batalla. Flanqueando la sala de la corona es un espacio pequeño e íntimo”.

Te podría interesar: Una mujer de 91 años arruina una obra de arte al solucionar un crucigrama en un museo

El museo informó que tres esculturas de ese salón quedaron completamente dañadas, pero lo más importante es que a pesar de que la mujer intento arreglar el desastre, el daño ya estaba hecho y con su accidente destrozó una obra de arte valorada en 200.000 dólares, o sea, 175.000 euros.

Y no queda duda que fue un momento muy vergonzoso el que atravesó la mujer en ese museo, algo que nos deja como mensaje que debemos tener más cuidado a la hora de tomarnos una selfie, porque no sabemos si puedes romper algo muy costoso o pasar un mal momento por un descuido.

No hay comentarios

Dejar una respuesta