Inicio Sociedad Las inspiradoras lecciones de vida que deja una joven víctima de cáncer...

Las inspiradoras lecciones de vida que deja una joven víctima de cáncer antes de morir

0
Compartir

Holly Butcher, de 27 años de edad, era una joven de Grafton, en Nueva Gales del Sur, quien murió a consecuencia del cáncer y su familia decidió, a través de Facebook, publicar una carta que dejó para compartir su experiencia y dejar un importante mensaje a su generación.

La mujer fue víctima del sarcoma de Ewing, un tipo de cáncer que se desarrolla en los huesos, escribió unas palabras desgarradoras en su carta de despedida: “Tengo 27 años y no quiero morir”. Pero, al mismo tiempo, estaba consciente de su condición y agradeció a su familia por los bellos momentos que le habían dado.

“Estoy viendo cómo mi cuerpo se me va a desgastar delante de mis ojos con nada que pueda hacer al respecto, y todo lo que deseo por ahora es que pueda tener un cumpleaños más o una Navidad con mi familia, o un día más con mi pareja y mi perro. Sólo una más”.

Instó a la gente, principalmente, para que dejen de preocuparse por las cosas insignificantes y se dediquen a vivir su vida al máximo:

“Sólo quiero que la gente deje de preocuparse tanto por las pequeñas tensiones insignificantes de la vida e intente recordar que todos tenemos el mismo destino después de todo, así que haz lo que puedas para que tu tiempo sea digno y grande”.

Por su parte, su hermano Dean describió a Holly como una joven valiente y muy generosa. En otra parte de su carta, también pide reflexionar sobre algunas de las actividades que suelen estresar a las personas:

“Escucho a la gente quejarse de lo terrible que es el trabajo o de lo difícil que es hacer ejercicio. El trabajo y el ejercicio pueden parecer triviales… hasta que tu cuerpo no te permita hacer ninguna de las dos cosas”.

No dejó atrás lo importante que es dedicarle tiempo a la vida real y no vivir a través de una pantalla de teléfono o computadora, como muchos jóvenes suelen hacer hoy en día:

“Intenta disfrutar y estar en momentos en vez de capturarlos a través de la pantalla del teléfono. La vida no es para ser vivida a través de una pantalla, ni para conseguir la foto perfecta… ¡disfruta del momento sangriento de la gente!”.

Por último, pide a las personas que hagan lo que realmente les gusta y hace feliz y, de lo contrario, esforzarse por cambiar las cosas y no conformarse:

“Tienes el poder de cambiarlo, en el trabajo, en el amor o lo que sea. Ten las agallas para cambiar. No sabes cuánto tiempo tienes en esta tierra, así que no pierdas el tiempo siendo miserable”.

Su publicación ha tenido casi 19 mil comentarios, 114 mil reacciones y compartida más de 82.500 veces, haciendo eco incluso hasta el Servicio de Sangre de la Cruz Roja Australiana, quienes buscan aprovechar el mensaje de Holly para concientizar acerca de la donación de sangre.

Shaun Inguanzo, de este mismo servicio, mencionó que la mayoría de las donaciones de sangre son destinadas a los pacientes con cáncer, pues la mayoría suele creer que son para quienes han sufrido un fuerte accidente, pero en realidad éstos últimos sólo reciben entre el 2 y 3 por ciento, mientras que, quienes requieren de quimioterapias, se les destina alrededor del 34%.

De hecho, en una parte de su carta, Holy Butcher habla sobre la importancia de las donaciones y de cómo éstas le permitieron vivir un año más para estar cerca de su familia:

“¡Siento que es algo que se pasa por alto considerando que cada donación puede salvar tres vidas! Un año que estaré siempre agradecida de poder pasar aquí en la Tierra con mi familia, amigos y mi perro. Un año en el que tuve algunos de los mejores momentos de mi vida”.

Esta es la carta con el último mensaje que Holly Butcher dejó antes de morir:

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here